“El destino de las familias hispanas es el destino de esta nación”

Lo dice Secretario de Educación, Arne Duncan. La comunidad latina en EEUU sigue creciendo, pero sus índices de educación son los más bajos. Sólo 15 por ciento de jóvenes hispanos tiene título universitario.

En tan sólo unos años, los hispanos serán mayoría en Estados Unidos: los cálculos indican que para el año 2050 representaremos el 60% del crecimiento de la población en el país. Al mismo tiempo, los hispanos tienen el nivel educativo más bajo en comparación con otras comunidades en EEUU, y esto es una señal de alerta para el gobierno.

“El destino de las familias hispanas es el destino de esta nación”, dice Arne Duncan, Secretario de Educación, durante un desayuno de trabajo organizado en conjunto por su Departamento y la Iniciativa de la Casa Blanca para la Excelencia Educativa de los Hispanos. Duncan no exagera. Mientras temas nacionales como empleo e inmigración ocupan la agenda política del Capitolio, el reto de impulsar la educación en el país parece ocupar un segundo plano.

“Hay datos muy positivos, pero aún falta mucho”, anota el Secretario de Educación. Por ejemplo, el abandono escolar en hispanos se ha reducido en los últimos años a la mitad, de 28 a 14%, y el número de alumnos que termina la secundaria es el más alto en casi tres décadas; y por primera vez en la historia, hay más hispanos que blancos yendo a la universidad tras terminar la escuela.

De 2008 a 2012 ha habido un incremento de 50% de estudiantes latinos en universidades.

El problema es que pocos terminan. “Entre los hispanos jóvenes de 25 a 30 años, sólo el 15% tiene un título universitario”, dice Duncan. “Tenemos que incrementar ese número dramáticamente. Necesitamos que los hispanos tengan algún tipo de educación superior: 2 años de community college, 4 años de universidad, entrenamiento vocacional… abandonar la secundaria no te da opciones, y un diploma de secundaria tampoco te da muchas más”.

Otra tendencia importante es que son principalmente las mujeres hispanas las que logran ir a la universidad y terminar una carrera. Los hombres se quedan atrás, y una de las razones podría ser la falta de modelos a seguir. Las prisiones del país se están llenando de jóvenes hombres hispanos que por lo general han sido criados por una madre soltera, y actualmente menos del 4% de los profesores de escuelas públicas son hombres hispanos.

“Tenemos mucho trabajo por hacer”
Creada por George Bush padre, la Iniciativa de la Casa Blanca para la Excelencia Educativa de los Hispanos está cumpliendo 25 años de labor. Alejandra Cejas, directora ejecutiva, dice que continúan forjando alianzas y manteniendo reuniones en todo el país, en las que “continuamos escuchando de padres que no tienen acceso a información disponible en español. Esta es una oportunidad para trabajar con organizaciones clave para poder entregar un toolkit que incorpore todo lo que esta administración ha hecho y todos los recursos disponibles y oportunidades cruciales de becas”.

Este punto es básico porque muchos programas y becas que el gobierno federal tiene disponibles simplemente no llegan a oídos de los padres hispanos. El secretario Duncan admite que tienen un reto en cuanto al “marketing” de las propuestas.

Las familias hispanas, habría que agregar, también tienen la tarea pendiente de preocuparse más por estos temas.

Tenga en cuenta: Educación temprana
Entrar al kindergarten con 1 año o más de retraso puede afectar permanentemente el nivel educativo de una persona. 

Originalmente publicado en Washington Hispanic.